Piel, cabello y uñas

Un pelo brillante, una piel suave y unas uñas fuertes son para muchas personas el epítome de un aspecto vital. El aporte interno de nutrientes, como vitaminas y minerales, influye de distintas maneras en nuestro aspecto. 

biogena-line
15 de 15 resultados mostrados

Remedios caseros y suplementos alimenticios para la piel, el cabello y las uñas

Mascarilla de requesón para la piel, vinagre de manzana para el pelo apagado, aceite de oliva para las uñas quebradizas: la lista de productos de belleza de toda la vida es larga. Hoy en día, gracias a los últimos estudios, sabemos cada vez mejor que los cuidados nutritivos no solo nos ayudan estéticamente, sino que también pueden ayudar internamente. Mientras que las cremas, los sueros y otros productos similares solo actúan en la superficie, los nutrientes de los alimentos y los suplementos nutricionales penetran en las capas más profundas.

Cuando se ingieren de forma adecuada, nutrientes como el zinc favorecen la división celular y protegen a las células frente al estrés oxidativo, ayudando a mantener la apariencia saludable de la piel, el cabello y las uñas durante el mayor tiempo posible.

Vitaminas y nutrientes para la piel

Es la capa que separa el interior de nuestro cuerpo frente al exterior: la piel es el órgano más extenso de nuestro cuerpo. Nos permite sentir lo que ocurre a nuestro alrededor y a veces también en nuestro interior; como barrera nos protege de agentes nocivos externos y también asume importantes funciones en el metabolismo. Muchas veces, nuestra piel refleja si nos sentimos sanos y en forma, a simple vista. Una posible causa del envejecimiento prematuro de la piel es el estrés oxidativo provocado por los radicales libres. Se generan en el organismo como productos derivados y hablamos de estrés oxidativo solo cuando se descontrolan. La causa puede ser, por ejemplo, el tabaco, el alcohol o las sustancias tóxicas ambientales, o los radicales libres que se forman con la radiación UV. Por tanto, hay que evitar tomar el sol de forma intensiva y las exposiciones excesivas a los rayos UVA en centros de belleza. Varios micronutrientes tienen funciones antioxidantes para proteger las células frente a estos radicales o al estrés oxidativo. Por eso es esencial garantizar un suministro suficiente de antioxidantes.

El estrés, la falta de horas de sueño, ciertos medicamentos, un tratamiento cutáneo incorrecto, una ingesta insuficiente de líquidos y los hábitos alimentarios también pueden influir negativamente en el aspecto y el estado de la piel.

Los siguientes productos para el bienestar de la piel pueden ayudar a mantener una apariencia radiante durante mucho tiempo y a cuidar la piel desde dentro:

  • El ácido hialurónico es un componente importante del tejido conectivo y del cartílago y también está contenido en numerosos complementos alimenticios.
  • La biotina, también llamada vitamina H, ayuda a mantener una piel normal. Alimentos como la avena, los productos lácteos o los frutos secos son ricos en biotina.
  • La vitamina C es un antioxidante que contribuye a la protección de las células frente al estrés oxidativo. Además, la vitamina C favorece la síntesis de colágeno del propio organismo y contribuye así a las funciones normales de la piel.
  • La vitamina B6 favorece el metabolismo regular de proteínas y glucógenos, además de sustentar la regulación hormonal.
  • La vitamina E ayuda a proteger las células de la piel frente al estrés oxidativo.
  • La niacina favorece el cuidado de la piel.
  • El suministro de vitamina A o de su precursor, el betacaroteno, también desempeña un papel fundamental en la constitución y la salud de la piel. La vitamina A contribuye al cuidado de la piel y las mucosas. Una ingesta insuficiente puede verse reflejada, por ejemplo, en la sequedad de la piel.
  • El mineral zinc es de gran importancia para el mantenimiento de la piel. Pero también el cabello y las uñas se benefician de una dosis extra de zinc debido a su papel en la división celular y la protección contra el estrés oxidativo. El zinc se encuentra en cantidades especialmente importantes en la avena, las legumbres y los frutos secos, y debe integrarse en la dieta diaria con la mayor frecuencia posible.
  • Sirtuinas: Si quiere aprovechar los avances de la ciencia, puede recurrir a un grupo de enzimas recientemente descubierto, las sirtuinas. Estos son especialmente importantes en el proceso de envejecimiento porque favorecen la regeneración de las células. Los llamados alimentos sirt contienen una proporción especialmente alta de sustancias específicas que estimulan las sirtuinas.


Las sirtuinas son especialmente importantes en el proceso de envejecimiento porque favorecen la regeneración de las células.

Blog: Tendencia nutricional: Sirtfood

Sirt-Food - Nuestros 10 mejores alimentos ricos en sirtuina 

  • vino tinto
  • té verde
  • perejil
  • cúrcuma
  • nueces
  • brócoli
  • cacao
  • café
  • apio
  • aceite de oliva

Vitaminas y nutrientes para el cabello

Un cabello apagado, débil o con poco volumen: nadie quiere un cabello así. Perdemos hasta cien pelos cada día. En el caso de las fluctuaciones hormonales, puede caerse un poco más de pelo durante un corto periodo de tiempo sin que haya un proceso patológico subyacente.
Sin embargo, si la pérdida de cabello y el crecimiento de cabello nuevo no se equilibran durante un período de tiempo más largo, debe llegar al fondo de la causa. Especialmente en el caso del cabello fino, se recomienda un análisis de micronutrientes con diagnóstico de laboratorio para revelar cualquier deficiencia causal. Esto se debe a que la salud y la calidad del cabello dependen en gran medida del suministro de nutrientes al folículo capilar. Los nutrientes llegan a la papila capilar, responsable de la formación de nuevas células capilares, a través de pequeños vasos sanguíneos. Por ejemplo, una deficiencia de L-cistina, ácido pantoténico, zinc, vitaminas o hierro puede ser visible en el cabello.

Estos micronutrientes ayudan al cabello:

  • La L-cistina se encuentra en altas concentraciones en la queratina, que es un componente principal del cabello y responsable de su fuerza.
  • La vitamina B6 es necesaria para producir cisteína, un componente básico de la queratina que constituye el cabello y las uñas.
  • El zinc es polivalente para la belleza; es esencial para el cuidado del cabello, pero también para la piel y las uñas.
  • En relación con el hierro, también debe prestarse atención a un buen suministro de vitamina C, ya que ésta no sólo contribuye a la formación de colágeno y al funcionamiento normal de los vasos sanguíneos, sino que también aumenta la absorción de hierro.
  • El selenio ayuda a mantener un cabello sano y a proteger las células frente al estrés oxidativo.
  • La biotina desempeña un papel importante en la densidad de nuestro cabello; interviene en la creación de queratina y contribuye así al cuidado de la piel y el cabello.
  • El cobre favorece una pigmentación natural de la piel y el cabello.
D-Biotina: ir a las capsulas

Vitaminas y nutrientes para las uñas

  • Zinc y selenio: refuerzan el cuidado del cabello y las uñas y ayudan a proteger las células frente al estrés oxidativo.
  • Vitamina B6: interviene en la síntesis de la cisteína, que es un componente básico de la queratina. La queratina es la sustancia esencial del cabello, pero también está presente como proteína fundamental en la piel y las uñas.
  • Hierro: es un oligoelemento que participa en la división celular y el suministro de energía, y su absorción se puede mejorar con vitamina C
  • El silicio es un componente importante para el cabello y las uñas. Se halla de forma natural en muchos alimentos como la cebada, la avena, las patatas, los pimientos y las espinacas.

Uñas quebradizas, estrías o manchas blancas: estas manchas pueden deberse a varios motivos. La uña es una placa de queratina transparente a la que no llega sangre, sino nutrientes a través de la matriz ungueal. Si el organismo no recibe suficientes nutrientes, esto suele reflejarse en las uñas en forma de pérdida de forma y fuerza.

Leer más de las causas de uñas quebradizas, con surcos o con manchas blancas

Nuestros consejos de belleza para la piel, el cabello y las uñas:

El agua es saludable. Este tópico sobre el agua como arma milagrosa también es cierto cuando se trata de la piel. Un estudio del hospital Charité de Berlín confirma el efecto vitalizador interno del agua: beber mucha agua favorece el aspecto saludable de la piel. Ya unos diez minutos después de beber, la circulación sanguínea de la piel mejora. La piel recibe más oxígeno, su metabolismo se ve reforzado y sus funciones de protección se ven favorecidas. A largo plazo, este efecto vitalizador interior se nota con un aspecto más fresco de la piel.

¡El famoso sueño reparador existe de verdad! Si duerme lo suficiente, se verá recompensado con un cutis hermoso, porque los procesos de regeneración de las células de la piel funcionan a toda velocidad durante la noche. La falta de sueño, en cambio, provoca una piel cetrina y pálida y deja ojeras.

El aire fresco es bueno para ti. Respirar el aire fresco no sólo es bueno para el alma; durante un largo paseo, nuestro cuerpo también se llena de oxígeno. Nuestra piel también respira y nos lo agradece con un cutis radiante.

Haz algo por tu belleza y relájate al mismo tiempo: Las personas que sufren de cabello quebradizo y sin brillo pueden contrarrestar el problema con un masaje en la cabeza. El masaje del cuero cabelludo estimula la circulación sanguínea del cuero cabelludo, afloja las viejas escamas de la piel y estimula la producción de sebo.

El cabello seco y sin brillo, el encrespamiento y las puntas abiertas son la pesadilla de toda melena de león. Cuando se moja, se abren las escamas córneas de la superficie del pelo, que además se vuelve áspera con los champús. Un viejo remedio casero ayuda contra esto: El agua de vinagre fría (1-2 cucharadas de vinagre de sidra de manzana por 1 litro de agua fría) alisa la superficie del cabello y hace que vuelva a brillar. Efecto secundario positivo: el cabello también se enreda mucho menos.

Protege las manos de la sequedad. Las manos secas no sólo son desagradables, sino que también pueden acelerar el envejecimiento de la piel. Los detergentes, jabones o desinfectantes pueden alterar el equilibrio de la grasa y la humedad de las manos, haciendo que se resequen. Por lo tanto, es aconsejable usar guantes, especialmente cuando se realizan tareas domésticas.

Las manos y las uñas secas adoran el aceite: Para mantener unas uñas bonitas y elásticas y unas manos jóvenes, no deben faltar los cuidados adecuados. Para ello, exfolia las manos con una mezcla de azúcar y aceite y, a continuación, aplica aceite de almendras, envuelve una pequeña toalla o ponte guantes de lana. A continuación, relájate -cuanto más tiempo, mejor- porque las manos sólo están realmente flexibles después de una hora.

El poder de la afirmación. Si piensas en positivo, puedes dominar con más facilidad muchas situaciones de la vida. Este poder también puede utilizarse para los problemas cutáneos. El simple hecho de reconocer que el estrés está afectando a tu piel puede quitarte tensión. Con una actitud más positiva, el cuerpo libera hormonas que alivian la tensión, nos sentimos menos estresados y el cutis tiene una apariencia más relajada.